martes, 27 de junio de 2017

Tiempo de celebraciones

Empezando el buen tiempo, comienzan las celebraciones y, por supuesto, siempre alrededor de la comida y de la bebida.
Pues bien, para que disfrutes de la fiesta sin que tu dieta y tu peso se vean tan afectados, quizá, esta serie de consejos puedan ayudarte:



Cóctel previo a la comida:
Qué buenos y qué pinta suelen tener estos cócteles en los que hay pequeños pinchos, bebidas, platos gourmet… ¡de todo! Y, por otra parte, qué peligro tanta cosa rica junta… Por ello, si después va a haber una comida, deberías intentar esperar a ella, o bien, tomar algún refresco zero o clara sin alcohol, piensa que, a poco que tomes dos o tres pinchos, algún pastelito y unas copas de vino o cerveza… habrás alcanzado las calorías que deberías tomar ¡en tu comida! (ya, es un fastidio… pero piensa que de esta forma, podrás llegar a la comida sin estar lleno y así mantener mejor tu peso).


Menú concertado en un restaurante:
Cuando vamos a mesa puesta y no podemos elegir qué comer, lo que podemos hacer es elegir cuánto comer. Claro que podemos controlar lo que comemos y hasta dónde comemos, seguramente comamos algo más que en casa, pero, si dejas un poquito de comida en el plato, sin llegar a llenarte del todo, tu dieta no se verá tan afectada. Además, si puedes prescindir de las bebidas alcohólicas o del pan en exceso, mucho mejor. Piensa que el hecho de comer fuera ya aumenta la grasa en tu dieta, además, las raciones son más grandes haciendo así que se vean aumentadas las calorías.


Bebidas/barra libre:
¡Ojo! Como muchos ya sabéis, el alcohol está lleno de las llamadas “calorías vacías” (calorías que no nos nutren).
Pero, realmente ¿cuántas Kcal nos aporta el alcohol? Para que os hagáis una idea, una copa con un refresco normal podría tener alrededor de unas 200-300 Kcal (más o menos como una merienda)… bastante visual, ¿verdad?
Pero, siempre podemos mejorar esto si el refresco es zero, ya que se reduce su aporte calórico casi a la mitad, rondando las 100 Kcal, así que puedes tenerlo en cuenta para este tipo de celebraciones. ¡Que no se te vaya de las manos!


Postres/tartas:
Llegamos casi al mejor momento de cualquier celebración, hemos comido de todo un poco, hemos bebido y ahora queda lo más rico.

No tienes porqué dejar de lado el postre, de hecho algo que puedes hacer es compartirlo con otra persona o, si no quieres comer mucho más, probar un poquito para no quedarte con las ganas.



Piensa que con todas estas opciones, evitando pasarte en el cóctel, comiendo un poquito de cada plato, bebiendo con refrescos zero y compartiendo el postre, tu dieta (en caso de estar en una etapa de pérdida de peso) o tu peso habitual, no se verán tan afectados.

Estos días, siempre se consumen más calorías, pero controlando qué y cuánto comes, el exceso no será tan grande y, poco a poco, los días siguientes irás perdiendo eso que ganaste o que no perdiste, de forma progresiva. 


No te preocupes, no te agobies e intenta hacerlo siempre lo mejor que puedas. La vida social es necesaria ;)




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario!! :)